Acción cultural

Ciclo de Artes vivas. "Gualicho"

28 de octubre de 2021
Ciclo de Artes vivas. "Gualicho"
  • Proyecto de Ximena Carnevale CÍA, seleccionado en la II Convocatoria para proyectos escénicos de pequeño formato "Transformaciones".

  • Días y horarios:

    28 de octubre de 2021


    Primer pase: 20.15h
    Segundo pase: 21.15h

  • Información e inscripción:

    Escriba la información de inscripciones.

  • Precio:

    6€*

    Entradas disponibles en entradas.carmenthyssenmalaga.org a partir del 15 de septiembre.
     
    *Con la compra de la entrada podrás realizar la visita al Museo. La entrada será válida hasta que finalice el ciclo, el 25 de noviembre de 2021.

  • Participantes:

    Público general

  • Reservar

Gualicho, (lengua mapuche) es el nombre que los indios tehuelches dan al espíritu del mal y a la práctica o encantamiento supersticioso que se realiza para causar daño a otra persona o atraer el amor de alguien.

Los tehuelches son un pueblo indígena de la Patagonia en América del Sur, cuyos exponentes actuales viven en Argentina y Chile. Su lengua mapuche los conecta con pueblos originarios amerindios más numerosos del Cono Sur, que habita en la zona centro y zona Sur de Chile y parte de Argentina. La palabra Mapuche está formada por MAPU (tierra, país) y CHE (persona, gente). Hasta el siglo XVIII, habría existido entre los integrantes de esta etnia la autodenominación che, 'gente', o reche, “gente verdadera”'. Históricamente ha sido un pueblo que resiste y lucha contra la injusticia de un “acuerdo” que les fue impuesto por la fuerza.

Esta pieza es un tratado del cuerpo sobre la descolonización y la Cultura Prehispánica Andina, una pieza fenomenológica que apunta a las experiencias, la memoria del territorio y la tradición. Está enmarcado en la teoría y el pensamiento que atiende a la descolonización de América Latina, desarrollado por filósofas, musicólogas y antropólogas como Isabel Aretz, Rita Segato, María Galindo y Gatón Soublette.
Partiendo de la cosmovisión mapuche, me gustaría crear un ritual cartográfico, simbólico, que alude a la conexión con la tierra y la naturaleza. La danza y la música se presentan aquí como un acto chamánico de curación, tal y como ellos entienden el arte y la vida.

Contenido relacionado